EL MERCADO DE OBRA NUEVA RESISTE LOS EMBATES DE 2020

VIENTO EN POPA PARA LA OBRA NUEVA

Para bien o para mal, las cosas están cambiando. No obstante, si bien es cierto que el tejido empresarial español ha quedado bastante tocado con el impacto socio-económico que ha generado la pandemia, hay ciertos sectores que resisten el tsunami de la crisis. Es el caso del mercado inmobiliario residencial de obra nueva, que aguanta firmemente ante las agitadas aguas en que nos movemos. ¿Quieres saber cómo y por qué? Si estás pensando en comprarte un piso debes tener en cuenta unas cuantas cosas que, sin duda alguna, te ayudarán a tomar decisiones importantes para decantarte por la opción definitiva.

Según un informe elaborado por Sociedad de Tasación, el mercado inmobiliario de obra nueva ha cerrado 2020 sin registrar caídas en sus precios y con un repunte de las transacciones durante los meses de verano. El precio de la vivienda nueva en España se situó en junio en 2.472 euros/m2, la cifra más alta desde 2010. Así pues, podemos afirmar que la vivienda de obra nueva se revaloriza. Es buen momento para optar por esta opción de mercado por unas cuantas razones:

1. El confinamiento y las restricciones nos han obligado a replantearnos en qué tipo de vivienda queremos pasar las horas y los días.

Ahora no solo comemos, cenamos y dormimos en casa. Ahora (y probablemente durante al menos unos cuantos meses), en nuestra vivienda pasaremos más horas que nunca. Nuestra casa también se convertirá en nuestra oficina. Debe ser un espacio polivalente y tenemos que sentirnos cómodos. Tanto es así, que varios estudios dicen que los ciudadanos ahora buscan pisos que cumplan con los siguientes requisitos:

  • Más luminosidad. Se busca la luz natural por encima de todo.
  • Más espaciosos y diáfanos. Habitaciones grandes, techos altos, espacios blancos con pocas columnas o sin ellas, como las viviendas de obra nueva en Barcelona, concretamente en la promoción de El Turó de la Cisa, donde la luz es la indiscutible protagonista.
  • Terraza y balcón. Son dos zonas a las que hasta hace unos meses no dábamos protagonismo. Sin embargo, la pandemia lo ha cambiado todo. El miedo a un nuevo confinamiento hace que se hayan revalorizado los pisos que cuentan con zonas exteriores comunitarias y privadas. Un buen ejemplo es nuestra obra nueva en Badalona, Marina Living, donde todas sus viviendas son exteriores y cuentan con amplias terrazas o balcones.
  • Fuera de la ciudad. Ha descendido la intención de buscar pisos en el centro de las grandes capitales debido a la pandemia. Es evidente que se ha producido un cambio de prioridades. Dehesa Living, la promoción de obra nueva en Madrid, es un buen ejemplo de ello: 9 viviendas de diseño vanguardista de 4 o 5 dormitorios para disfrutar de la calidad de vida en familia, rodeada de zonas verdes.
  • Los hogares con jardín y piscina también llaman la atención de los nuevos compradores. En la promoción Passatge Living en Poblenou, encontrarás todos estos requisitos satisfechos. Y, además, dispone de garaje, algo muy preciado en los grandes cascos urbanos.

2. Segunda residencia

Las familias que deciden invertir en una segunda residencia, se decantan por la obra nueva. Sin duda alguna ofrece más garantías y mejores acabados. Las nuevas normativas europeas de la construcción permiten a los compradores saber con qué materiales trabajan las constructoras y esto ayuda a que las inmobiliarias trabajen con transparencia, y puedan garantizar mejores resultados a sus clientes. Normalmente una segunda residencia se ubica fuera de las zonas metropolitanas buscando tranquilidad y sosiego. Son inversiones a largo plazo o incluso se proyecta en ellas la etapa de la jubilación. Así pues, se convierten en espacios de armonía y descanso.

Nuestras promociones de obra nueva en la playa, Velaya (en la Costa del Sol) o Sa Riera (en la Costa Brava), son dos buenos ejemplos de exclusividad y lujo frente al mar. Dos emplazamientos únicos confeccionados con los mejores acabados, y vistas al mediterráneo. Mucha luz con grandes ventanales, espacios abiertos y ventilados que te garantizan salud y bienestar. Es innegable que se trata de un buen lugar dónde jubilarse y disfrutar de la vida.

3. Inversión

Otro buen motivo para comprar una vivienda de obra nueva, es la intención de hacer una inversión, dado que, a pesar de que requiere mayor desembolso inicial, también asegura menos reformas a corto y medio plazo. Si no quieres dolores de cabeza y pretendes comprar un inmueble con el objetivo de alquilarlo, te recomendamos que optes por la obra nueva. Los pisos en el puerto de Badalona de Marina Living, ofrecen todo lo que la gente busca ahora. Luz, sensación de apertura, vistas al mar, zonas comunitarias de las que disfrutar en familia y rápida conexión con el área metropolitana. O si eres más cosmopolita te invitamos a visitar Skyline, viviendas sin igual dentro de la madrileña M-30 y con una alta rentabilidad.

4. Nuevas formas de vida y nuevas necesidades

La sociedad evoluciona y dentro de esta evolución entran nuevas maneras de vivir. No sólo hablamos del teletrabajo, sino también de integrar en la vivienda otros habitáculos o espacios que nos sirven para realizar diferentes actividades. En este sentido, Skyline es una promoción modélica. Las dos torres de 100 metros de altura que componen estos pisos de obra nueva en Madrid, representan no sólo una obra icónica a nivel arquitectónico para la capital, sino también una nueva forma de entender la vida en comunidad. Dispone de varias piscinas comunitarias, zonas verdes, huerto urbano, espacio de coworking y gimnasio, entre otras cosas.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn