¿Cómo tiene que ser una vivienda que te permita trabajar y descansar?

El 1 de mayo es el día del Trabajador. Para algunos, trabajar además de un deber es un placer. Pero lo que está claro es que si se hace en las condiciones adecuadas siempre es más gratificante. Si, como muchos otros españoles desde hace un tiempo teletrabajas, te recomendamos que selecciones una vivienda que cuente con una distribución inteligente. Hoy en día, los edificios de obra nueva suelen contemplar este tipo de estructura y disposición, pero nunca está de más saber en qué debes fijarte.

Según la EPA, la Encuesta de Población Activa, actualmente hay casi 3 millones de empleados que teletrabajan en España. Estamos hablando de un 14,7 del total de ocupados. Este porcentaje es más alto que antes de la pandemia, pero muy inferior al de la media de la Unión Europea que ahora está en poco más del 22%. En cualquier caso, para trabajar bien y rendir es necesario rodearse de un ambiente adecuado. Y si lo haces en tu propia vivienda, todavía más. Hoy te explicamos cómo debe ser una vivienda que te permita conciliar trabajo, descanso y vida familiar. 

Requisitos que tiene que tener una vivienda donde teletrabajas y vives

  • Sin duda alguna lo más adecuado es habilitar una de las estancias como despacho. Si te lo puedes permitir, lo ideal es delimitar una sala de trabajo donde sólo se realizan tareas vinculadas a tu vida profesional. Allí es preciso tener todo tipo de luz, natural (la mejor para trabajar) y artificial (luz fría focalizada sobre todo en el área donde tienes la mesa) Esto favorece la concentración y ayuda a optimizar la atención. En nuestro caso consideramos que los beneficios de la luz natural son notables en la vivienda y sobre todo a la hora de trabajar.
  • Si tu hogar cuenta con pocas habitaciones, te proponemos aprovechar los espacios diáfanos como la sala del comedor, por ejemplo, para crearte tu propio despacho. Una de las grandes ventajas de los denominados open spaces, es que cuentan con mucha más luz natural, que ayuda a descongestionar y no aislarse. Además, las salas grandes y abiertas suelen estar mejor ventiladas y dan mayor sensación de libertad y bienestar. Es conveniente que inviertas dinero en una mesa grande para colocar allí tu material de oficina y es imprescindible una buena silla de trabajo. Así te evitarás dolores de espalda, lumbares y cervicales. La pantalla de tu ordenador debe estar colocada de espaldas a la entrada del sol, es decir, no debe dar directo a la pantalla. Ese espacio sólo debe estar dedicado al trabajo. Cuando hayas terminado, es conveniente dejarlo ordenado para no transmitir sensación de caos. 
  • Aprovecha tu buhardilla como despacho. Si tienes la oficina en casa, hay gente que tiene la suerte de contar con viviendas de dos y hasta tres pisos. En el más alto, suele haber espacios abuhardillados. Muchas personas eligen montar allí su despacho. Es una gran idea porque suele contar con luz natural cenital o lateral, está aislado del resto de las estancias del hogar, y así aprovechas estancias que, de otro modo, podrían quedar en desuso. 
  • Y es que, como siempre decimos, para realizar cualquier actividad es imprescindible la luz natural. Muchos estudios han demostrado que trabajar con luz natural aumenta la productividad, disminuye nuestra sensación de cansancio, influye positivamente en nuestro estado de ánimo y cuando desconectamos facilita la conciliación del sueño.   
  • Usa la cocina, el balcón o la terraza en los descansos. La mejor manera de despejar la mente es cambiar de estancia durante el break.  Sal a tomar el café a tu cocina o al balcón y de paso aprovecha para que te dé el sol en la cara y el aire durante las pausas. La promoción de pisos en el puerto de Badalona Marina Living te ofrece esta posibilidad. Presume de tener amplias terrazas con vistas al mar y grandes ventanales por donde entra luz natural durante muchas horas al día. Nada revitaliza más que asomarte al balcón y notar la brisa marina en tu cara y en tu piel antes de volver al trabajo.   
  • Combina colores suaves. Está comprobado que un hogar es más cálido, más luminoso y da mayor sensación de apertura si se usan tonalidades que aporten luz.  Los tonos arena, gris tenue y por supuesto el blanco, ayudan a ganar espacio. Todo lo que sea o parezca orgánico ayuda a equilibrarnos y fomenta la concentración.
  • Mantén el orden de tu hogar. Es algo que parece muy simple, pero resulta imprescindible para mantener también el orden de tu vida. El teletrabajo ha cambiado nuestro modus operandi y esto ha alterado nuestro orden provocando cierto estrés e incluso, situaciones de ansiedad. Dicen que la mesa de trabajo es un reflejo de cómo está nuestra mente. Numerosos estudios afirman que el orden favorece la productividad, mejora el rendimiento, facilita la ejecución de tareas, nos hace ser más voluntariosos y también aporta sensación de control y seguridad. Cuando acabes tu jornada debes ordenar todo el material con el que has estado trabajando y despejar tu despacho. Así, evitas la sensación de caos que se aleja del bienestar y en confort que todos buscamos. Trabajes donde trabajes, mantén siempre el orden. 
  • Intenta hacer ejercicio físico para desconectar. La mejor manera de rendir es alternar trabajo y descanso. Si tienes fuerza de voluntad móntate “planning de trabajo”. Los estudios confirman que lo mejor es hacer ejercicio al levantarse, pegarse una buena ducha, un desayuno a base de dieta mediterránea y después ponerse a trabajar. Hay gente que aprovecha el descanso del mediodía para practicar ejercicio. Si tienes máquinas o aparatos para hacer tu tabla diaria de ejercicio físico, notarás que tu rendimiento laboral sube mucho. Hay edificios que cuentan con gimnasio comunitario como por ejemplo Skyline Madrid. Puedes escaparte a hacer un rato de ejercicio en cualquier momento del día. Además, también cuenta con piscina comunitaria e incluso te ofrece zona de coworking que, ahora que hay tanta necesidad de teletrabajar, va muy buscado. 

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn