STONEWEG APUESTA POR EL COLIVING

STONEWEG APUESTA POR EL COLIVING 

Basado en compartir espacio de ocio, trabajo o incluso el propio hogar, el coliving parece ser un fenómeno social cuya irrupción en el real estate parece haber llegado para quedarse. La reciente adquisición de Dublín City Center por parte de Stoneweg para convertirlo en un espacio de este calibre así lo demuestra.

La tendencia de la que hoy hablamos tiene la finalidad de satisfacer las necesidades de las nuevas generaciones, que ponen en valor las experiencias por encima de la posesión de una propiedad, algo totalmente diferente a lo que pretendían las pasadas generaciones.

El teletrabajo, que antes de la pandemia ya era popular, ahora es el modus operandi de muchísimos empleados que trabajan desde la comodidad de sus propias viviendas, con lo que ofrecerles una zona donde llevar a cabo sus tareas laborales adecuadamente es un plus considerable.

Dublin City Center, reciente adquisición de Stoneweg

Hace apenas unos meses, Stoneweg adquirió 7 edificios en Cork Street (en una transacción off-market) que se demolerán y se desarrollarán de nuevo para convertirla en una magnífica promoción de 397 unidades de coliving.

Se trata de un proyecto conjunto con un inversor inmobiliario local con una consolidada experiencia que marca la séptima inversión de la estrategia del fondo suizo en Irlanda. ¿En qué se centra esta táctica? En ofrecer una respuesta a la falta de oferta en residencial que hay en Dublín.

La localización es de lo más idónea, puesto que se encuentra en el centro de la ciudad, cerca del nuevo National Children’s Hospital, que empleará a 3.000 personas una vez se complete su construcción, prevista en 2021. Además, está al lado de Trinity College y Graffton Street, una de las calles más animadas de la zona con una amplia oferta comercial.

El desarrollo de este nuevo activo para SW se ha diseñado con el fin de ofrecer vivienda cerca del centro, a la vez que permitirá a sus residentes disfrutar de un espacio más grande de lo que ofrece el coliving estándar en la actualidad. Una vez más, Stoneweg está al frente de innovadoras apuestas que, sin duda, marcarán el futuro del sector.

Cabe mencionar que esta adquisición se llevó a cabo durante el periodo de confinamiento, motivo de orgullo para el director de operaciones en Irlanda, Christian Falster, quien comentó que fueron capaces de hacerlo debido, en parte, a su equipo profesional y a la fortaleza de su alianza en el suelo de Dublín.

A sus ojos, y a los del resto del sector, este proyecto es otra potente incorporación a su portfolio de desarrollos residenciales en una ciudad donde la demanda esta considerablemente por encima de la oferta y el interés institucional en activos residenciales que generen ganancias está creciendo.

Residencia de estudiantes en Pamplona

Otro ejemplo de cómo Stoneweg tiene la mirada puesta en el coliving es la reciente adquisición de MiCampus Pamplona, una residencia de estudiantes en Navarra en el barrio de Iturrama, en el que la plataforma inmobiliaria ha invertido más de 2,5 millones para prepararlo para su inauguración.

El inmueble fue adquirido en diciembre del año pasado y ahora pasará de ser el Hotel AC Ciudad de Pamplona a ser un campus de primera para los estudiantes universitarios de la ciudad: 5.107 metros cuadrados de superficie total, 126 habitaciones (22 de las cuales son dobles y varias con terraza), zonas comunes que cuentan con salas polivalentes, biblioteca apta para un aforo de hasta 60 personas, zona de estacionamiento para bicicletas puestas al servicio de los estudiantes residentes, WIFI 5G, cafetería, sala de lavandería, cocina comunitaria, patio compartido con área chill out… esto último no podía faltar ya que, ¡Si algo nos está quedando claro con todo esto es que compartir es vivir!

Skyline: una vivienda futurista 

La construcción de esta promoción de obra nueva en Madrid, que también está dotada de instalaciones vinculadas al colivingy coworking, promete ser la piedra angular de Stoneweg Living:  más de 300 pisos de obra nueva en Madrid en alrededor de 100 metros de altura que redefinirán el cielo de la capital.

Esta colosal construcción dispondrá de 2 piscinas, una de ellas panorámica en la vigésimo quinta planta, huerto urbano, extensos jardines, gimnasio, solárium, sauna, servicio de conserjería y sala de co-working. Contará también con garaje y trastero y opta el sello Breeam, el certificado de eficiencia energética más alto.

Todos estos espacios encajan a la perfección con la ideología del coliving y convierten este ambicioso proyecto en el hogar ideal para quienes quieran vivir en un inmueble del futuro, con la mirada puesta sobre el horizonte de la ciudad.

En el caso de que estas viviendas de obra nueva en Madrid te hayan cautivado, puedes acercarte al showroom de la promoción en el Paseo de la Castellana, 111, y así poder conocerla desde dentro y poder echar un vistazo a sus estancias y sus materiales de construcción.