TENDENCIA EN LOS PRECIOS DE LAS VIVIENDAS EN ESPAÑA DURANTE EL 2018

El crecimiento se está dando en muchas de las provincias del país, pero se espera que haya cambios para finales de año.  

 

Hace tres años los precios de las viviendas nuevas y usadas en España comenzaron a subir, pero en el último semestre de 2017 es cuando dieron el auténtico estirón. El precio medio experimentó un incremento del 4,35 anual y se situó en 1.532 euros por metro cuadrado, tal y como se especificaba en el informe de Sociedad de Tasación. Esta, es la mayor subida que se anota desde el año 2007, antes de la burbuja inmobiliaria que desencadenó una serie de caídas en los precios de las casas en una década. Hay que añadir también que el alza superó del mismo modo, el número que se dio en el semestre anterior con un 2,3%.

De esta forma es como pasó de un tímido aumento de un 0.3% anual en el segundo trimestre del 2016, se ha llegado a una subida de un 4,3% en una aceleración de la Sociedad de Tasación alerta. Añaden “El precio de la vivienda en España acelera su crecimiento de manera constante desde abril de 2016 hasta abril de 2018. Así, la variación anual de precios pasa de un 2,5% en abril de 2017 a un 4,3% en abril de 2018. Si nos fijamos en el precio del metro cuadrado, en dos años se ha encarecido 100 euros, pasando de 1.433 euros por metro cuadrado a 1.532, de los cuales la mayor subida se produjo en 2017, 63 euros frente a los 37 euros en 2016”.

Las ciudades que registran mayores subidas de precio, a pesar de que se merma la capacidad para adquirir viviendas, son Cataluña, Madrid y Baleares. De estas, la que experimentó una mayor subida anual fue Barcelona con un 10,2%, seguido por Baleares con un 7,5% y por Madrid, con un 6,9%. Por otro lado, hay ciudades en las que los precios han descendido. Estas son Teruel, con una bajada del 1,3%, seguido por Segovia con una caída del 1,1%, y, Cuenca, Soria y Zamora registraron un 1%.

No obstante, Barcelona registró el precio medio más elevado en España con 2.405 euros por metro cuadrado, seguida de cerca por Guipúzcoa con 2.355 euros m2. Por el contrario, los precios más bajos se dieron en Badajoz y en Ciudad Real, con los precios en 843 y 849 euros por metro cuadrado respectivamente. El informe de Sociedad de Tasación especifica que el aumento o bajada de los precios sigue sin ser generalizado, y no es igual para todas las provincias.

Si analizamos los datos por provincias, los mayores incrementos anuales se dieron en Cataluña con un 8,7%, seguida de Baleares, con un incremento anual del 7,5% y Madrid, que vio una subida del 6,9%. Por otro lado, los menores aumentos se registraron en Castilla y León y Murcia, ambas comunidades registraron un aumento del 0,3%, seguida muy de cerca de Castilla la Mancha con un 0,4%. Por último, se encuentra Asturias con una subida del 0,6%. Si nos fijamos en la evolución de los precios de manera semestral y por comunidades, todas ellas han experimentado un aumento en los precios de la vivienda, excepto por Murcia, donde se ha registrado una caída del 0,1%. En el crecimiento semestral, las tres comunidades que van en cabeza son: Cataluña (4,7%), Baleares (4,3%) y Madrid (3,8%).

Una rentabilidad de 8,2% 

El crecimiento medio de la rentabilidad que se obtiene al comprar una vivienda para después ponerla en alquiler, también está creciendo de manera exponencial. Ésta, sigue siendo una opción que no pierde un ápice de atractivo para los pequeños inversores que buscan sacar algún beneficio de sus inmuebles ante el escaso rédito que ofrecen diferentes alternativas de inversión.

La rentabilidad media en el alquiler que se da por provincias en España, según los datos de Urban Data Analyticis, durante el primer trimestre se alcanzó un 8,2%, suponiendo n crecimiento anual del 7,6%.  El mejor comportamiento lo muestran las provincias de Madrid, Valencia y Sevilla, en cuanto a rentabilidad del alquiler y riesgo inmobiliario se refiere, a diferencia de Ávila, Teruel y Huelva que son las que presentan mayor riesgo.

Las rentabilidades que más destacan por provincias son Barcelona (8,72%), Lleida (8,45%) y Valencia (8,11%). Por el contrario, las que presentaron unas rentabilidades más bajas en el primer trimestre de este año fueron Guipúzcoa con un 4,93%, seguida de Vizcaya con un 5,2% y A Coruña, con un 5,2%.

Al realizar la comparativa anual, los crecimientos que más destacan son Santa Cruz de Tenerife, Valencia y Sevilla, quienes presentan unas rentabilidades anuales de alquiler de un 16,2%, un 16,7% y un 17,7% respectivamente, y respecto al año anterior.

Por otro lado, hay que destacar el caso de las Islas Baleares, quienes presentan una pequeña variación, negativa en este caso, con un -3,2% en el rendimiento de los alquileres. Esto se debe al incremento que se ha dado en los últimos meses de los precios de compraventa que están por encima de los del alquiler.

TENDENCIA EN LOS PRECIOS DE LAS VIVIENDAS EN ESPAÑA DURANTE EL 2018
¿Te ha gustado?

Escribe un comentario