SE PREVÉ UN ALZA EN LA INVERSIÓN EN VIVIENDA PARA ESTE 2018

Se estima que el aumento será de un 6,1% durante este año y de un 5,6% en 2019.

 

En los últimos datos recogidos por un estudio del BBVA Research, se ha comprobado que a lo largo de este presente año se dará un aumento en la inversión de la vivienda, de forma que llegará a crecer un 6,1%. Además, con la vista puesta en el próximo año, las estadísticas indican que se puede dar un aumento de un 5,6%.

Estos números se han obtenido después de realizar un estudio en el que el se ve que el pasado año se cerró con un crecimiento del 8,3%, al tiempo en el que la construcción estima que pueda avanzar un 4,7% en el 2018, y hasta un 5,4% para el 2019.

En el informe “Situación España” que ha elaborado el servicio de estudios de esta entidad, se explica que la inversión en vivienda continuará mostrando un dinamismo a pesar de que se han dado señales de una deceleración que se extraen del empleo y de los visados de la construcción de vivienda de obra nueva en los pasados meses.

Además, en el informe también se explica que hay un notable crecimiento que se apoya en la recuperación de sus determinantes, ya que el dinamismo de la economía ayuda en la creación de empleo para los próximos dos años, lo que, sumado a unas condiciones de financiación positivas, se impulsará la demanda de viviendas.

BBVA Research dice que creen que los precios están empezando a crecer “en línea con los ingresos salariales de las familias”, no obstante, todavía se sigue alejando del precio de los niveles precrisis.

A estos datos positivos se les suma que el crecimiento que se ha estado dando en los países de nuestro entorno va a continuar incentivando la demanda de vivienda por parte de los extranjeros en España.

 

Tendencia positiva en la financiación 

En el estudio del BBVA se explica que después de que el stock de crédito al sector privado cerrase el pasado año con una caída del 17%, y aunque se moderó la tendencia de desapalancamiento de los meses anteriores, las nuevas operaciones que se han concedido, se han consolidado en terreno positivo alzándose a un 5,8% durante el pasado año. Al contrario que en el ejercicio anterior, que cayó un 13,9%. Es más, en el informe se explica que el 2018 se ha comenzado con una desaceleración experimentada tras los últimos meses del 2017.

Las empresas de más de un millón de euros, han podido recuperar la tendencia positiva y han crecido un 12,4% hasta febrero del presente año. Por ello, en cuanto a las operaciones de financiación, se está observando una importante recuperación del flujo del crédito tanto de las familias como de las pymes, con un alza del 17,5% hasta febrero, frente al 8,4% que se dio en todo el pasado año.

Lo que se destaca de esta situación es que el precio del nuevo crédito se está manteniendo en mínimos, favorecido por el Euríbor negativo y también resaltan, las condiciones de liquidez para los propios bancos, la relativa contención del riesgo soberano y el menor riesgo de crédito afrontado por las entidades.

Por otro lado, se explica que cabe la posibilidad de que algunas carteras hayan alcanzado sus niveles mínimos lo que les impide unos descensos adicionales que se derivan de la reducción de los márgenes de los intereses de la banca, el alargamiento de los plazos y los cambios a tipos fijos. En este mismo estudio, se explica también que los tipos para las adquisiciones de vivienda muestran una “clara resistencia a disminuir”, ya que las hipotecas a tipo de interés fijo han comenzado a crecer y están tomando más importancia a la hora de contratar alguna de ellas.

 

 

 

 

SE PREVÉ UN ALZA EN LA INVERSIÓN EN VIVIENDA PARA ESTE 2018
¿Te ha gustado?

Escribe un comentario