El calor de los colores tierra para tu hogar

EL CALOR DE LOS COLORES TIERRA PARA TU HOGAR

¿Cuáles son y qué tienen de especial?

El marrón, en todas sus tonalidades, ya sea oscuro o claro, pasando por tonos más rojizos, amarillentos o agrisados.

La primera gran ventaja que presentan es que son muy combinables entre sí, lo cual nos permite incluir cierta diversidad cromática en una estancia sin estar incluyendo necesariamente una cacofonía visual, puesto que todos pertenecen a un mismo grupo al que denominamos colores tierra.

Lo que antaño considerábamos como un vestigio setentero, aburrido e insulso, se ha vuelto a popularizar en los últimos años. Como su propio nombre indica, se trata de colores que nos permiten reconectar con la naturaleza, con nuestros orígenes, con la esencia de la vida. Nos devuelven al plano terrenal, lejos de la cacofonía visual a la que estamos expuestos a diario.

Si no estás del todo convencido/a, ahí van algunas razones que de bien seguro terminarán por inclinar la balanza a nuestro favor:

  • Recrean ambientes naturales y discretos.
  • Son relajantes, acogedores y cálidos.
  • Aportan una sencillez sofisticada.
  • Amplían el espacio y la sensación de profundidad.
  • Hacen destacar las texturas de las telas y las superficies.

Si echas un vistazo rápido a las imágenes de interior de los pisos piloto de la promoción de obra nueva en la costa, Scenic, 74 apartamentos de 1 a 5 dormitorios en Estepona, podrás comprobar cómo este tipo de colores le hacen justicia a un hogar si se implementan bien.

A continuación, comentamos cómo lograrlo.

¿Cómo podemos usar estos tonos en nuestra vivienda?

Los encontramos muy asiduamente en viviendas de un estilo rústico, a pesar de que no se usan exclusivamente para este, sino que también funcionan para otros estilos, siempre y cuando se combinen con cabeza y buen gusto.

Passatge Living es una promoción de obra nueva en Barcelona, en la calle Ramón Llull en el Poblenou compuesta por 37 apartamentos de 2 y 3 dormitorios y con piscina comunitaria. Sus viviendas disponen de amplias terrazas y un comedor muy luminoso gracias a la disposición de la fachada. Por ese motivo, se presta a ser decorado con tonos que absorban bien la luz y que contribuyan a generar una mayor sensación de espacio, a la vez que crean un hogar acogedor.

Una pintura beige con un sub-tono gris es idónea como fondo, por ejemplo, en el recibidor, de este modo podrás incluir algunos otros elementos de un color perteneciente a este mismo grupo pero que contraste más, generando así un hogar acogedor desde el momento en que cruces el umbral de la puerta.

Otra opción es inclinarte por un tono gris con un sub-tono más azulado, perfecto para una zona de trabajo como tu despacho, sobretodo en el caso de que el suelo de tu inmueble sea de parquet.

Imagínate disponerte a decorar a tu gusto tu casa de Ferraz 41, un proyecto de viviendas de obra nueva en el lujoso barrio de Argüelles, cuyo espacioso salón comedor con un enorme ventanal y acceso a la terraza es el sitio ideal para aplicar algunos colores tierra y hacer resaltar las cualidades y calidades del inmueble.

Combinaciones perfectas 

¿Qué mejor que complementar estos earth-tones con texturas y fibras que extraemos de la propia naturaleza?

  • El yute, de las más resistentes y fáciles de encontrar, le dará un aire bohemio a tu casa.
  • El mimbre, idóneo por su ligereza, el favorito para el interiorismo de terrazas o patios.
  • El ratán, muy duradero y resistente tanto a la humedad como a las posibles roturas que pueda experimentar. Una silla, un sillón o una mesita auxiliar de este material te robará el corazón.
  • El bambú. ¡Ay, nuestro queridísimo bambú! Con algún elemento de este material, podrás ofrecerle a tu apartamento una faceta más artística, artesanal.

Otra opción es implementarlo en el baño, una zona donde acostumbra a predominar el blanco, ya que podemos acompañarlo de algunas pinceladas de un beige o un marrón clarito que le aporten el toque de elegancia que estás buscando.

Si tuvieras que hacer tu magia en una casa de la promoción de viviendas en la playa que ofrece Jardins de Sa Riera, en la localidad de Begur, notarías de inmediato cómo la presencia de la naturaleza a tu alrededor te inspiraría muchísimo.

Todas las estancias rebosan luz y elegancia, con un marcado estilo a medio camino entre lo rústico y lo minimalista. Una pared de un gris claro, una cortina de un marrón muy clarito también, maceteros de terracota con plantas que den vida a tu nidito… ¡todas ellas son excelentes opciones para un lugar así!

Un apunte importante es que los colores tierra expanden el espacio, haciendo que nuestro ojo aleje las paredes unas de otras. Si además lo combinamos con cojines blancos, una alfombra blanca e idealmente, algún mueble de madera, ¡ya tenemos el combo perfecto!

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn